Todos nos hemos encontrado en algún momento de la vida en la situación de necesitar unas manos extras para poder encargarnos de la casa. Esto sucede especialmente cuando en la familia hay un recién nacido. Las tareas del hogar pasan a segundo plano para poder atender al bebé.

Son para estas situaciones que una, como madre, necesita a alguien que le dé el apoyo necesario para poder atender al más peque  de la casa y no dejar de lado todos los quehaceres de la casa.

Una persona que esté capacitada para brindarte todo el apoyo que necesites durante esos meses, y en algunos casos años, que se hacen difíciles para los padres primerizos. O puede que sea que, en algunos casos, las madres que no tengan familiares que les brinden la mano y apoyo que tanto necesitan.

En Coalas ofrecemos el servicio de cuidadoras con servicio doméstico. Auténticas profesionales cualificadas para cuidar a tu bebé y hacer las tareas del hogar.

En los próximos párrafos comentaremos algunos beneficios que una cuidadora con servicio doméstico puede traerle a tu familia y a ti. Algunos de los puntos que estaremos tocando serán:

  • Limpieza y orden.
  • Conocimientos y experiencias de la vida cotidiana
  • El horarios de trabajo lo adaptas tú
  • Beneficios legales

Limpieza y orden

Uno de los quehaceres más pesados del hogar es la limpieza, para muchas madres resulta agotador encargarse de toda la limpieza de la casa y además de eso, la alimentación y cuidados que un bebé necesita. Especialmente el cuidado cuando tienen pocos meses  de vida y decidimos dilatar el tiempo de empezar en la guardería-escuela infantil.

Es por esto por lo que, al contratar a una empleada del hogar, podrás tener mucho más tiempo libre para ti y tu familia.

Conocimientos y experiencia

Algo que las empleadas del hogar de Coalas saben, es cómo mantener una casa arreglada y si ésta también está preparada para el cuidado de niños. Imagínate todas las posibilidades que puedes tener en tu casa con una sola persona. Al contratar a una empleada del hogar, literalmente, estás añadiendo a una persona más en tu familia que de una u otra forma coexistirá con los miembros. Aportará su experiencia y conocimientos para adaptarse a las rutinas y vuestro estilo de vida.

Además de esto, gracias a esta experiencia las empleadas domésticas están preparadas para poder hacer sus trabajos de limpieza de la manera más eficaz posible ya que se saben trucos y tienen conocimientos de qué productos de limpieza le servirán en cada situación. Ésto les facilita hacer más rápido las tareas en el menor tiempo posible.

Cabe destacar que una empleada del hogar está capacitada para adaptarse al lugar en donde sea contratada y brindar los servicios que sean requeridos por la familia. Esto quiere decir que, sus servicios pueden variar de precio de acuerdo con la dificultad y al tiempo que ésta deba de invertir en una casa.

Esos fueron algunos de los beneficios de cómo su conocimiento y experiencia pueden ayudar en las tareas del hogar, ahora vamos con la ayuda para cuidar al bebé.

Si contratas a una persona que pueda hacer servicio doméstico y además cuidadora, puedes esperar un servicio de alta calidad. Con este servicio tendrás a una persona capacitada para actuar rápidamente ante cualquier necesidad que tu bebé tenga, SIEMPRE SE PRIORIZA EL CUIDADO DE VUESTRO PEQUE.

Todo esto significa que tendrás el apoyo de alguien que sabrá qué hacer en todo momento y te brindará todas las recomendaciones necesarias para que puedas criar a tu bebé de la mejor forma posible. A parte de esto, también tendrás a alguien más con quien contar cuando necesites un descanso.

El horario de trabajo lo adaptas tú

Dependiendo de las necesidades que quieras cubrir con esta empleada, puedes optar por organizar el horario de trabajo que más te convenga. Esto quiere decir que tendrás la oportunidad de organizar de manera eficaz las horas de trabajo en las cuales necesitarás los servicios de esta persona.

Este horario es sumamente adaptable y te ayudará a planificar tus días para seguir cuidando de tu bebé y no dejar que ninguna tarea se te acumule en casa.

Beneficios legales

Cómo con toda relación de trabajo, antes de contratar a un servicio de cuidados o servicio doméstico primero se aclararán cuáles son las obligaciones y derechos de cada una de las partes de esta relación laboral. Es obligatorio hacer un contrato y dar de alta a la persona que se está contratando en la Seguridad Social bien por nuestro gestor o vosotros mismos.

Asegurando así una cobertura médica en caso de producirse un accidente laboral en el hogar. Así se tiene un registro de la empleada en seguro social evitando el que pueda acarrear multas importantes y asegurar la transparencia y la tranquilidad de todos.

Desde Coalas, según tus necesidades y preferencias realizamos una delicada selección de la candidata disponibles para su presentación y entrevista con vosotros en vuestro domicilio particular para facilitar vuestra decisión.

WhatsApp chat